TXT: Gilberto García

Foto: Marcó Antonio Cruz

Lo de anoche fue increíble, una velada llena de baile para unos y para otros el recordatorio de que ya no tenemos 18 años, sin embargo para todos fue un show inolvidable. La cita era a las 9 de la noche pero muchos fans comenzaron a hacer fila desde temprano, algunos otros llegaban directamente a la taquilla para comprar su entrada en el último momento, otros que recogían los boletos que habían ganado, ya dentro del Sala, los fans se comenzaban a juntar en la parte delantera.

El show seguiría un horario puntual y a escena subiría Carrion Kids, de la Ciudad de México, una banda de hardcore punk, brutal, cada canción era más fuerte que la anterior, un público que se resistía un poco a bailar terminó realizando un mosh pit digno para las canciones de la banda, a pesar de eso, algunos se sentaban en los escalones, otros corrían al baño y unos más comenzaban hacían fila para la cerveza, pero todos disfrutando cada momento, el final de Carrion Kids llegaba, el público les entregó un muy buen mosh pit para decir adiós, y dar paso a esa banda que todos estaban esperando.

El lugar estaba lleno casi a tope, sin embargo no dejaba de ingresar gente al recinto, unos que aprovecharon el cambio de banda y comenzaron a tomar un mejor lugar, una pareja que estaba impaciente por ver a su agrupación favorita, para las 10:20 las luces se desmayaron y al unísono el público coreaba Fidlar, los músicos aparecieron en el escenario, para empezar con rifs poderosos y en ese momento se podía sentir como el suelo temblaba, al grado de sentir que el lugar de caería, vasos volando por todos lados, el mosh pit no se hacía esperar, aunque eso era sólo en la parte delantera, atrás, nos encontrábamos a los que ya dicen estar viejos para esos trotes, algunos que siguen a la banda desde que nació, pero ellos ya eran casi adultos, compartían cerveza y cantaban, algunos que decidían recordar esa juventud loca que tuvieron corrían directo a los golpes pero regresaban un poco agitados, cada canción terminaba con un “Gracias” muy agudo del guitarrista de la banda.

Una mezcla de glam con punk, funk y punk, clara influencia de Red Hot Chilli Peppers, una conexión y química entre los integrantes de Fidlar, que de manera inmediata transmitían a cada uno de los fans, la noche llegó a su fin, pero estamos seguros que está será la primera de muchas visitas a nuestro país por parte de la banda, el público mexicano es loco e intenso, se entrega con el corazón a sus grupos favoritos pero los fans del punk son aún más locos y apasionados, anoche nos lo dejaron claro, Fidlar por su parte que el punk definitivamente no está muerto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.